Cultura de  China A pesar de ser una de las cunas artísticas más importantes de la humanidad, con unas características propias que la diferencian de occidente, una gran parte de la herencia cultural china ha sido destruida en distintas etapas, épocas de confusión, invasiones extranjeras, inundaciones y sobre todo, en el siglo XX, durante la llamada Revolución Cultural. Por eso es posible encontrar objetos de arte chino en museos de casi cualquier parte del mundo.
Caligrafía:
Ha sido considerada la expresión artística china por excelencia durante siglos, siendo una de las cuatro disciplinas que se debían dominar por parte de las clases pudientes y educadas. La libertad creativa del artista se basa en el control de la tinta, el grosor del trazo y las características del papel y el pincel. Para los chinos no solo se trata de un arte, también es una manera de ejercitar la mente, poniéndola en sintonía con el cuerpo.
Sigue siendo muy popular en todo el país, encontrándose artistas casi en cualquier ciudad, sobre todo en los parques, para estar en contacto con la naturaleza al mismo tiempo que se maneja el pincel. Mucha gente se gana la vida con ello, aunque otros simplemente lo practican como afición.
Pintura:
Ha sido un arte importante, pero siempre un escalón por debajo de la caligrafía. En una época inicial la pintura era principalmente ornamental, importando más los diseños que las imágenes. Fue en el siglo IV a. C. cuando comenzó a desarrollarse un tipo de pintura que representara el entorno, cambiando a lo largo de los siglos los motivos: primero la figura humana fue el centro, más tarde la belleza de la naturaleza, y finalmente los paisajes pasaron a ser los protagonistas.
Con la llegada del comunismo al poder, la pintura pasó a ser un instrumento para la propaganda del régimen comunista chino, aunque tras la muerte de Mao se experimentó un resurgir lento; algunos autores retornaron a las corrientes tradicionales, al tiempo que otros se lanzaron a probar nuevas corrientes y vanguardias.
Cerámica:
Este arte siempre fue muy próspero, llegando a desarrollar las porcelanas más apreciadas del mundo. Las más conocidas son las creadas durante las dinastías Yuan y Ming, con colores blancos y azules, conseguidos a base de óxido de cobalto mezclado con agua. Este tipo se hizo muy popular, llegando a considerarse porcelana china a piezas que no estaban fabricadas en el país.
El principal centro de producción sigue siendo la ciudad de Jigdezhen, en la provincia de Jiangxi, lugar en el que la estableció la dinastía Yuan. Si se visita la ciudad se pueden contemplar los talleres que producen estas porcelanas, foco de interés de los extranjeros desde hace siglos.
Escultura:
Se puede diferenciar entre dos grandes corrientes en escultura: la de tipo funerario y la religiosa. La funeraria apareció en primer lugar, siguiendo una costumbre que consistía en colocar figuritas de arcilla en las tumbas a modo de protección y acompañamiento para los difuntos. Las primeras esculturas de este tipo eran muy figurativas, pero este arte fue evolucionando hacia un tipo más realista, sobre todo en las tumbas de emperadores, siendo el ejemplo más conocido el de los guerreros de terracota de la tumba del emperador Qin Shi Huang.
La escultura de tipo religiosa apareció en China con la llegada del budismo, quedando algunos buenos ejemplos. Este arte se desarrolló durante siglos, sobre todo hasta el final de la dinastía Tang. Al tener influencias extranjeras, es común encontrar imágenes de Buda con rasgos más propios de la India o del centro de Asia. Fue precisamente durante la dinastía Tang cuando estas estatuas de Buda adquirieron rasgos chinos, creándose una escuela propia.
Música:
Ya desde las primeras dinastías se desarrolló este arte, a pesar de que los músicos no gozaban del prestigio de otros artistas como los calígrafos; la música, de todas formas, era apreciada en la corte imperial. Los tonos son más importantes que la melodía en la música tradicional china, cosa que puede chocar al oído occidental. En las representaciones de la Ópera de Beijing el viajero puede escuchar este tipo de música tradicional, ya que está acompañada por actores.
La música popular es la utilizada en bodas, funerales o fiestas, teniendo más presencia la percusión. La música occidental no llegó a China hasta principios del siglo XX, sobre todo en la zona de Shanghái, siendo un ejemplo la música jazz. Los estilos musicales modernos llegaron a través de Hong Kong y Taiwán en los años setenta, introduciéndose en China a lo largo de los ochenta y noventa. En esta década también empezaron a aparecer grupos de pop, rock, heavy metal… siendo el panorama actual muy variado, con varios locales de música que ofrecen música en directo para todos los gustos, principalmente en las grandes ciudades.
Literatura:
Muchos títulos clásicos no se tradujeron, sobre todo en poesía, con lo cual es difícil tener acceso a ellos fuera de China. La literatura fue accesible solo a las clases formadas y educadas durante muchos siglos, además de estar escrita en chino antiguo, lengua que solo unos pocos eran capaces de leer.
En lo que se refiere a los textos clásicos, los más conocidos son los Cinco Clásicos, que se redactaron durante la dinastía Zhou (770 al 256 a.C.) y fueron recopilados en tiempo de la dinastía Han. También se pueden destacar las Analectas de Confucio, el Arte de la guerra de Sun Tzu o el Shiji, del historiador Sima Qian. Estos textos resultan difíciles de comprender para la mayoría de lectores, ya que hasta la dinastía Ming, en el siglo XIV, no surgió una literatura dirigida al pueblo.
A principios del siglo XX, con la apertura a la influencia extranjera, aparecieron escritores que crearon una literatura más cercana al estilo occidental, con Lu Xun como principal renovador. Con la República Popular se impuso el realismo socialista que promovía los valores del Estado. Aunque aún sigue habiendo censura en algunos aspectos, la vida literaria en China está en un buen momento de forma, pudiendo encontrarse obras de toda clase, algunas incluso con crítica social hacia el desarrollo económico que existe actualmente en China.





Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y para poder ejecutar las órdenes de compra de los productos y servicios que se ofertan en nuestra página web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí. x