La Gente y sus costumbres en  Tunez Túnez cuenta con una población de unos diez millones de habitantes aproximadamente. Está compuesta fundamentalmente por árabes, los beréberes puros constituyen una minoría cercana a los 95.000 y habitan en las montañas del interior, además, en Túnez habitan unos 15.000 judíos, asentados sobre todo en la capital y en la Isla de Djerba hay un reducido número de extranjeros procedentes de países como Francia, Italia, Argelia y Malta, etc.
Los tunecinos son gente muy hospitalaria además de ser bastante receptivos y siempre están dispuestos a ofrecer alguna taza de té y unos dátiles a cambio de una agradable charla. También invitan, sin dudarlo, a los visitantes a participar a una de sus más populares y coloridas fiestas además de presentar a su familia a los nuevos invitados.
La influencia francesa en Túnez se deja ver en muchos aspectos tan diversos como la educación, la cortesía, los tratamientos y otros muchos aspectos de la vida social y cultural mezclado con los más sublimes y excelsos modales islámicos heredados de los árabes especialmente la costumbre de ser muy hospitalarios con los extranjeros.
Los tunecinos son muy acostumbrados a conversar durante la comida, o a compartir un café. Son estos momentos los cuales se consideran idoneos para conocer a sus invitados de una manera más personal.
También es conocido que muchos tunecinos usen aún ropas tradicionales de su país, entre una parte muy importante de la población, sobre todo en las grandes ciudades, los jóvenes acostumbran a vestir al modo occidental; apreciando un buen traje y las marcas internacionales de prestigio en el campo de la moda.
El idioma árabe es hablado por la mayor parte de la población sin embargo cuando Francia instituyo el protectorado francés en la región, el idioma francés penetro en diversas instituciones, en especial en el aspecto educativo donde se convirtió en un importante medio en donde fue propagado. Pronto se convirtió en una señal de alto estatus y de apertura a los valores más modernos y liberales conservándose de este modo aun en la época actual, siendo aún hablado. Pese a todo afortunadamente el árabe está recuperando terreno después de la independencia aun así hay algunos ámbitos como en la administración, la justicia y la educación que han permanecido mucho tiempo como bilingües Sin embargo el conocimiento de otras lenguas europeas ha logrado llegar al país a través de la televisión y medios como el internet.
En ninguna ciudad árabe pueden faltar la mezquita, los baños públicos y el mercado, llamado zoco. Estos tres elementos constituyen el núcleo de la vida en Túnez. El zoco, que suele estar dividido en secciones según los distintos grupos artesanales, se concentra sobretodo alrededor de la mezquita, ramificándose por todas las callejuelas y patios adyacentes. Los baños o “Hammams”, conocidos también como baños turcos, son otro de los rasgos más característicos de Túnez. Generalmente, al finalizar la semana de trabajo, los tunecinos se reúnen en los baños para ducharse, descansar y conversar. Es un verdadero encuentro social en el que también participan las mujeres sobretodo en su particular zona de baños.
Los tatuajes en la piel realizados con henna, sobre todo en las mujeres del sur del país, son otra de las costumbres más arraigadas de los beréberes nómadas. Cada tribu posee sus propios diseños y se realizan principalmente en la frente, mejillas, mentón, pecho, cara interna y externa de los brazos, muñecas, manos, dedos y cerca de los tobillos.
Hay variadas fiestas cívicas y religiosas entre las que más se destacan son:
El primer día de enero, se celebra como es bien sabido en casi todo el mundo el Año Nuevo. El día 18 del mismo mes se conmemora el Aniversario de la Revolución tunecina de 1952.
El 20 de marzo, se celebra en todo el territorio lo que es conocido como el Día de la Independencia.
– El 9 de abril, se festeja la Fiesta de los Mártires, en conmemoración de los caídos en 1938 y el arresto de Bourgiba.
– El 1 de mayo, se celebra, el Día del Trabajo al igual que en casi todo el mundo
– En el mes de junio, se celebran dos fiestas, el día 1, la Conmemoración de la Victoria y el día 2 de junio se celebra con mucho júbilo la Fiesta de la Juventud.
– El día 25 de julio, se celebra la Conmemoración de la República.
– El 13 de agosto, es el Día de la Mujer, que conmemora el momento que se estableció la igualdad jurídica de ambos sexos.
– El 3 de septiembre, se celebra el Aniversario de la fundación del Partido Socialista Destouriano en el año de 1934.


– El 15 de octubre, se festeja la retirada de los franceses de la base de Bizerta en el año de 1963.
Fiestas religiosas:
Las fiestas islámicas que son practicadas por la mayoría de la población, son más difíciles de localizar en una fecha concreta ya que los musulmanes se rigen de acuerdo al calendario lunar, el cual tiene 355 días al año, por lo que llega a variar según cada año y no coincidirá con un mismo día del calendario solar que se acostumbra usar en occidente.
La Fiesta del Mawlid, que conmemora el nacimiento del profeta
El mes del Ramadán, es un momento importante momento dentro del Calendario Islámico ya que cada año durante el mes (lunar) de Ramadán, todos los musulmanes ayunan desde el momento de la salida del sol hasta la puesta del mismo, absteniéndose de comer, beber y tener relaciones sexuales. Al atardecer, se rompe el ayuno con una comida ligera conocida como iftar. Las familias y los amigos comparten una comida especial por la noche, que incluye platillos especiales y dulces servidos solamente en esta época del año. Muchos concurren a las mezquitas para la oración de la noche también conocida como tarawith seguida por oraciones especiales recitadas sólo durante Ramadán. Algunos recitan el Corán completo como un acto especial de adoración, y las recitaciones públicas del Corán se escuchan a lo largo de toda la noche. Las familias se levantan antes del amanecer para comer su primera comida del día, para hacer más soportable el ayuno hasta el atardecer cuando se oculte el sol. Cerca del final de Ramadán los musulmanes conmemoran lo que es conocida como la Noche del Decreto, que marca la noche cuando fue revelado el Sagrado Corán. El mes de Ramadán termina con una de las dos mayores celebraciones islámicas, la Fiesta de la Finalización del ayuno, llamada Eid al-Fitr. En este día, los musulmanes alegremente celebran la finalización del mes de Ramadán y como de costumbre se distribuyen regalos a los niños y a la gente pobre y necesitada.
El Aid al kabir o Fiesta Grande es la segunda festividad de los musulmanes, coincide con el décimo día del mes de Dul Híyah (el duodécimo mes del calendario lunar islámico); Se acostumbra hacer lo mismo que el día de la festividad de Al Fitr excepto al final el rezo se ofrece a Dios el sacrificio de un animal que en este caso puede ser un cordero, vaca o camello. Al final se cocina y se prepara un gran banquete, como recuerdo del sacrificio que Dios mando realizar a Abraham. Este festival y el del Eid-al-Fitr, que marca el final del mes de Ramadán, son los principales festivales del calendario musulmán.
Existen otros numerosos festivales que son pertenecientes a la cultura tunecina entre los que se pueden destacar serían los siguientes:
Festival de Nefta. Se celebra en el transcurso del mes de abril, siendo un típico festival beréber en el que participan distintos conjuntos folklóricos y religiosos. Resultan especialmente curiosas las peleas de camellos.
Festival de Testour. Es un espacio dedicado especialmente a la música Maluf, el cual tiene un origen andaluz, y llega a conmemorarse en el mes de junio.





Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y para poder ejecutar las órdenes de compra de los productos y servicios que se ofertan en nuestra página web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí. x