Viajar a Castelldefels

Comer en Castelldefels


Comer en Castelldefels

La vida de Castelldefels está intimamente unida al mar, junto a él nació y a él le debe el estilo de vida. Sus productos van a ser los protagonistas en la mesa: palangre, gambas, cigalas, rape, espardenyas, etc. Se pueden tomar con arroz, en brochetas, o probar una de las excelentes fideuás. Platos muy cotizados son el bogavante con patatas, el rape al ajo, los clamares rellenos, guisantes con almejas, bacalao con "sanfaina", paellas de pescado o mariscos, etc. De primero se toma la "brotons", una verdura que crece en la zona de Vilanova. Se toma con judías y patatas o, con un poco de suerte, con tocino veteado. Cuando se dejar secar cambia de sabor y se convierte en "espigall". De los huertos de la Maresme llegan las verduras frescas.

De la cercana Sitges es un postre original, de un sabor muy especial preparado con harina de almendra. Se la conoce como "escume" y suele ir acompañada de Malvasía (vino dulce). Vilanova es conocida por las "llunes", unas pastas en forma de media luna hechas con harina, avellanas, mantequilla, crema de leche, azúcar, piel de limón y canela. Otros postres típicos de la zona son los fresones con nata, el sorbete de limón, etc. Todo ello regado con un buen vino de Alella o un licor de Arenys.


Comer en  Castelldefels

Comer en Castelldefels

La vida de Castelldefels está intimamente unida al mar, junto a él nació y a él le debe el estilo de vida. Sus productos van a ser los protagonistas en la mesa: pa...+

Visita nuestros patrocinadores

Patrocinadores